Tejiendo “Knit-n-slide” de West. Eligiendo lana. Parte I

imprimir
Chal "Knit-n-Slide" de Stephen West

Chal “Knit-n-Slide” de Stephen West

Guna

 West, sus patrones y sus seguidoras 

Parece que hoy en día entre las tejedoras ya no hay ninguna que no ha oído algo sobre Stephen West o no ha visto alguna prenda tejida según sus patrones. Es un poco loco y teje las cosas atrevidas y las que una persona normal y corriente llamaría raras.

Aunque algunas de mis alumnas han tejido sus jerseys y chales (y he tenido que calcular los puntos porque las muestras no siempre coincidían) hasta ahora nunca habia tejido nada de él. A lo mejor poruqe me gusta más inventar algo mío, a lo mejor porque verdaderamente no me lamaba ninguna de sus creaciones.

Pero nunca digas nunca, de repente en las redes sociales vi este chal. Me encanta la combinación de colores y la puntilla, no sé por que, recuerda a mi época de estudiante.

A pesar de que me gustó tanto, creo que no lo hubiera empezado a tejer, porque siempre hay tantos proyectos y tantas cosas apetitosas… Pero tengo amigas tejedoras y una de ellas, Sonia, seguidora incondicional de West, me regaló este patrón. Ya no tenía excusa.

Además hemos decidido cada viernes escribir una entrada contando nuestros avances, ilusiónes y, por que no, también desilusiones si las haya.

Tamaño

Despúes de pensar y repensar que tamaño voy a tejer (porque el patrón da posibilidad de tejer dos, pequeño y grande), decidí tejer los dos. Así que mi tarea se complicó aún más, ahora tengo que elejir lana para dos chales, no sólo para uno.

Muestra 

La muestra me parece muy importante y habtualmente la hago para casi todo, la única excepción son los chales. Si te da más o menos igual el tamaño que saldrá, es la única prenda que no necesita ese detalle otras veces tan importante.

Agujas

El tamaño indicado para el chal es 3,5 mm. Me parece demasiado fino para un chal, suelo tejerlos con 4 mm. La verdad que la diferencia no es muy grande, pero con las más grandes mi muestra es 18 puntos en vez de 22 indicados en el patrón.

Así que el chal más grande lo voy a hacer con las agujas del tamaño indicado, pero el más pequeño con las de 4 mm. Creo que al final saldrán los dos más o menos iguales.

Lana 

Para el chal más grande mi elección es esta. He elegido la lana 100% negra de Aade Long mohair en tonos azules Rowan Kidsilk Haze Stripe.

Lana Aade Long y mohair de Rowan

Lana Aade Long y mohair de Rowan

Creo que necesitaré algo también para las rayas y para la puntilla. Como tengo los restos de distintos tonos de mohair, creo que voy a buscar algo en el saco de restos, algo azul o violeta.

Para el chal pequeño la elección la tengo clara ya desde el principio. Va a ser muy parecida de West, sino que con la puntilla en rosa. El cuerpo lo haré de la misma lana negra estonia con mohair 70% y seda 30% de color blanco. Espero que con los 50 g de mohair será suficiente, porque no lo tengo más.

Lana y mohair

Lana Aade Long, mohair con seda blanco y rosa

Para la puntilla algo que hace mucho contraste, pero queda muy bonito, mohair 70%, seda 20% y piliamida 10% rosa. Me encanta esta combinación. No sé si la pondría, pero me gusta mucho como queda.

Creo que la combinación de la lana y mohair quedará muy bien. Eso sí, no es para ahora, porque dará mucho calor a pesar de su ligereza.

Sonia

West o el genio de la lana

Hace tiempo que sigo a Stephen West, desde que era un veinteañero discreto. Sus chales estilo cowboy de antaño, me llamaron la atención, y he seguido su fructífera trayectoria hasta los días que corren, maravillándome de cada invención, de cada arquitectura tan bien construída. Como dice Guna, sus diseños en la actualidad son transgresores, originales, fugitivos de lo tradicional y lo manido. Tiene esa frescura, que sólo un genio loco (o libre) puede dispensar. Pienso que es un Dalí del punto. ¿Se nota que lo admiro?

Éste chal en concreto, es uno de los que me parecía un poco churrigueresco, y no le había echado el ojo, pero una palabra de Guna despertó mi interés y ahora estoy ilusionada como una niña por tener algo igual, tejiéndolo juntas. Además,  nadie como él para mezclar lo moderno con lo clásico y que salga algo innovador. Esa puntilla, nos recuerda Noe Broock, es una técnica usada por las antiguas rusas y eso ya es un incentivo para hacer el patrón: aprender un nuevo método ( o continuar con un método antiguo desconocido). Eso siempre es alimento para una tejedora ávida de aprendizaje.

Lana

Lana

Weterhoff Sivilla y Lamana Cusi

La lana usada es una que tenía en stash. Se trata de la Weterhoff Sivilla en color gris oscuro, que combinaré con alguna lana de calcetines o una de Rowan Felted Tweed color hielo, aún no lo tengo del todo decidido, para la parte rayada del cuerpo del chal. En cuanto a la puntilla, usaré otra vez Sivilla, pero en color azul petróleo. El borde de la puntilla, lo remataré con lana alpaca de Lamana Cusi, que parece mohair a simple vista, en gris perla.

 

***

El viernes que viene ya te mostraremos nuestros avances que al principio podrían ser muy rápidos, porque habrá pocos puntos y muchas ganas de tejer. Es posible que más adelante la proporción de deseo de tejer y el número de puntos cambia considerablemente.

Chal Knit-n-Slide

Seguirá la semana que viene

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Síguenos

  • Facebook
  • Instagram
  • Pinterest
  • Twitter
  • Google+

Para leer mejor

Zoom in Regular Zoom out